COMPRAR EN "TIENDA SIRIUS"

TELEFONO: 635574330

lunes, 21 de noviembre de 2011

MERCURIO RETROGRADO


MERCURIO RETROGRADO EN EL SIGNO DE SAGITARIO
24 de NOVIEMBRE de 2011  
Mercurio es conocido como el mensajero de los dioses, tan perezoso como ágil, de lengua fácil e ideas volátiles, quisquilloso y crítico, protector de los ladrones.
Que rige las constelaciones de Géminis y Virgo.
La retrogradación de Mercurio en el signo de Sagitario se inicia a 20 grados y termina a 3 grados para luego continuar directo el día 14 de diciembre en el signo de Sagitario.
Cuando Mercurio esta retrogrado se presentan malos entendidos, hay confusión, atrasos, lentitud en contratos y tramites de documentos, perdidas, malos contratos, negocios que no conducen a nada, en los viajes se dan retrasos, cancelaciones, perdidas de equipajes, se bloquean medios de comunicación hablados o escritos, es importante dejar copias de sus escritos o documentos se pueden extraviar los originales con facilidad, en la firma de documentos hay que leer la letra menuda, se da distorsión en los mensajes.
No es recomendable en estos días romper una sociedad sentimental o comercial ni iniciarla ya que se presentan complicaciones y las reconciliaciones son imposibles.
Todo lo que hay que hacer de importancia haganlo antes del 24 de noviembre o si no déjenlo para después del 14 de diciembre o mejor inícienlo en el próximo año 2012.
En estos días es para analizar, reflexionar, reacomodar, terminar cosas iniciadas, no para iniciar nada nuevo.
Revisemos como nos ha ido este año que implementaremos para el año que llega, los signos más influenciados por esta retrogradación son los signos mutables o adaptables, como son Sagitario, Virgo, Géminis y Piscis.

SAGITARIO DEL 22/NOVIEMBRE AL 21/DICIEMBRE


SAGITARIO
DEL 22 DE NOVIEMBRE AL 21 DE DICIEMBRE
Los nativos de Sagitario Júpiter, el gran planeta benéfico, es quien rige al signo de Sagitario.
Los sagitarianos suelen ser personas muy joviales y bien vistos en los ambientes en que se mueven; a menudo son estimados por las demás personas por su espíritu benevolente.
Pero... ¡hay dos tipos bien distintos de personas nacidas bajo este signo astrológico!
El mito de Sagitario, está representado por un Centauro; mitad animal – mitad caballo-, y mitad hombre.
Un tipo de sagitarios, se describen muy bien con la parte animal del mito: su naturaleza es deportiva y suelen estar dispuestos a jugar a las carreras de caballos o gastar hasta la última peseta en una partida de cartas o en un casino.
Siempre están dispuestos a pasárselo lo mejor que pueden.
En conclusión: su naturaleza moral es bastante baja -la parte animal la describe bastante bien-, por lo que no tienen ningún escrúpulo a la hora de satisfacer sus bajas necesidades, deseos y pasiones.
A nivel estadístico, suelen encontrarse entre las gentes que son "carne de cárcel".
Otra cara de la moneda son los nativos de Sagitario representados por la parte humana del mito: son tan diferentes como el color blanco del negro.
Son grandes idealistas, guardadores de la ley y del orden; nobles y estimados por la gente que les rodea.
A menudo, reciben honores de la sociedad en la que viven -como pilares de ella-.
Suelen convertirse en grandes sacerdotes, abogados y jueces.
A pesar de todo, sus opiniones son conservadoras y es muy raro encontrarles en ideas innovadoras a nivel social; son muy formalistas y no creen demasiado en las ideas progresistas de la sociedad o de la cultura en la cual les ha tocado vivir.
De otro lado, sí que luchan por los semejantes que han sido injuriados, ya que son muy caritativos.
Por definición, la actitud del nativo de Sagitario expresa libertad y oportunidad para así ampliar sus más altas ambiciones.
El nativo típico de este signo, adora el deporte y la aventura; pero sobretodo, su rasgo más importante es el idealismo.
A nivel mental, suele ser un intelectual con gran facilidad de palabra y un buen pensador de las cosas profundas.
Sin embargo, su principal defecto radica en sus extremismos demasiado moralistas y sus juicios exagerados y sin ninguna consideración.
Suelen decir las cosas a plena cara y sin tapujos.
A Sagitario, se le asocia con el impulso de expansión de la conciencia y de exploración del más allá.
Nociones esotéricas sobre el signo de Sagitario
Sagitario es un signo doble o común que pertenece al tercer signo del elemento de Fuego. Significa el Designio Divino que se exterioriza; en otras palabras: que el Creador -Dios-, utiliza a los Sagitarianos para que en el mundo se de forma a un determinado Designio suyo.
La semilla que el Creador plantó en Aries -primer elemento de Fuego-, que germinó en Leo -segundo elemento de Fuego-, aparece y transforma el paisaje humano en Sagitario -tercer elemento de Fuego-.
En otras palabras: significa la "digestión de la espiritualidad".
Los aspectos negativos -a nivel planetario-, que Sagitario pueda recibir, indican que aún no se ha digerido aquello que nuestro Ego o Yo interior fue elaborando en vidas anteriores.
En el Árbol de la Vida, el signo de Sagitario está regido por la esfera de Binah -que instituye el marco moral en el cual el sujeto se moverá a nivel de experiencia humana-.
El nativo de Sagitario, será el encargado de llevar las normas de la moral; ¡y las expresará claramente! –Sobretodo en lo que se refiere a la legislación y al clero-
Cuando el signo de Sagitario recibe malos aspectos, ello hará que las leyes y las normas no sean adecuadas -y casi sean perversas e inmorales-.
Cuando en el signo hay un exceso de planetas, ello nos dará lugar a un fanático de las instituciones; a un reglamentador y codificador de leyes de muy diversa índole: a la típica persona que se mete en todo y no puede profundizar en casi nada.
Ya que Sagitario es un signo perteneciente al elemento de Fuego, a nivel kabalístico es del Mundo de las Emanaciones.
A su vez, por ser el tercer elemento de Fuego, también es del Mundo de la Formación; por lo que está en estrecha relación con el Cuerpo Vital -que es el transmisor de los contenidos mentales al cerebro del cuerpo físico-.
Podemos decir que es el propio Dios que pone a los Sagitario para que sean fundadores de las instituciones legales.
Con un Sagitario positivo, un legislador hará que las leyes sean justas y de acuerdo al orden divino.
Dios pone a Sagitario para que haya leyes institucionales con arreglo a las leyes divinas de acuerdo con el tiempo y la época de cada cultura y sociedad.
Resumen elemental del Signo de Sagitario
Naturaleza: 
Fuego y común.
Representa: 
Optimismo, sociabilidad, franqueza, exploración, sentido del deber, amor a la justicia.
Lo básico: 
Aspiración, religión, filosofía.
Lo positivo: 
Autoridad, organización, justicia.
Lo negativo: 
Intolerancia, dogmatismo, fanatismo.
Acción social: 
Profesor, filósofo, periodista, deportista.
Físicamente: 
Rige las caderas y los muslos.
Planetas en el signo: 
Dignificado:
Júpiter.-
En detrimento: 
Mercurio.

lunes, 14 de noviembre de 2011

EL DESTINO ES UNA TRILOGIA DE MOVIMIENTOS


EL DESTINO ES UNA TRILOGIA DE MOVIMIENTOS
Autor: Boris Cristoff
La TRASLACIÓN es el segundo movimiento de la Tierra, fiel herramienta del destino que comenzó en la Unidad Universal y se expresa en nuestras vidas una por una.
Junto con la ROTACIÓN diaria que nos destina a la rutina menor de doce horas dobles y a la PRECESIÓN que nos destina a la rutina mayor de doce signos, esta trilogía cinética que nos impuso la Gran Chispa hace 13.400 millones de años es el Destino.
Dicho de otro modo, los movimientos terrestres son nuestra suerte ciega y automática a la que debemos observar para prever el futuro.   
Tres son las tablas de uso general que nos recuerdan los tres ciclos del destino:
El reloj de  24 horas se compone de horas laborales de 60 minutos, minutos selectivos de 60 segundos y segundos precisos de 60 terceros.
El calendario de 12 meses se compone de estaciones climáticas de 91,35 días, de meses estacionales de 30, 45 días, de semanas planetarias de 7 días y días precisos de 24 horas.
El canon de 25.200 años se compone de eras o Culturas de 2100 años, sub-eras o Épocas de 175 años y micro-eras o Generaciones de 14 años y 7 meses.
Ya hay relojes calendario desde mitad del siglo XX. Alguien integrará el reloj- calendario-canon en el XXI.
Las horas y los meses se expresan por números, los años polares se expresan por los signos milenarios.
En los hemisferios norte y sur se viven estaciones complementarias pero bajo un mismo signo, es decir bajo el mismo criterio caracterizado por el signo. Norteños y sureños encaran la primavera en meses complementarios pero en ambos comienzan su año curricular.
Esto es análogo a la conocida complementación entre signos individuales (Aries a Virgo) y signos colectivos (Libra a Piscis. O entre las casas I y VII (personalidad propia y personalidad de la pareja), II y VIII (ganancias por el esfuerzo propio- ganancias por el esfuerzo ajeno), III y IX (viajes cortos- viajes largos), IV y X (familia- humanidad) V y X (hijos- amigos) y VI y XII (previsión- curación)
La complementación climática se toma como una analogía aunque suceda a diferencia de seis meses entre hemisferios. Esta complementación compensa los extremos de frío y calor, de máxima y mínima vegetación, de la misma manera que hay un polo positivo en el sur y un polo negativo en el norte. Las aves emigran de uno a otro hemisferio buscando el mejor clima y los hombres producen en su hemisferio o importan sucesivamente del otro hemisferio los alimentos necesarios para sobrevivir. Estas compensaciones son la clave de la sobrevivencia.
Por encima del clima complementario de ambos hemisferios se distingue las características de cada signo mensual. En ambos hemisferios comenzamos nuestras actividades anuales en meses complementarios: en el norte en 20 de marzo y en el sur en 22 de setiembre. En ambos hemisferios vacacionamos en meses cálidos que son complementarios: en julio en el norte y en enero en el sur. 
Las estadísticas sociales demuestran que las personas son análogas en meses análogos.
Personas que nacen en verano son más abiertas y generosas y personas que nacen en invierno más cerradas y posesivas. Las personas que nacen en tiempos de guerra mundial son más estresadas y desconfiadas, las que nacen en tiempos de paz y prosperidad mundial son más comprensivas y tolerantes.
Desde el 21 de febrero al 20 de marzo rige Piscis, signo humanista y maleable, introvertido, sensorial y aislado. En ese período es tiempo de disfraces y bailes de carnaval, cuando se asume una vida distinta de la real. Es época de vendimia en el sur, con mucho vino y borracheras, todas características piscianas. El célebre carnaval en Río, el carnaval elegante de Venecia, el Winter carnaval de Québec en Canadá, el carnaval desbocado de Trinidad Tobago y el más largo carnaval del mundo en Uruguay. Durante este período parece que todo exceso es permitido y el hecho de que todos lleven máscaras parece abolir toda división social. Si esto no es como el ilimitado Piscis ¿qué es?
Desde el 20 de marzo al 23 de abril rige Aries, signo individualista y creativo, aventurero, agresivo y naturalista. En ese período en ambos hemisferios se sale a los campos y mares a hacer camping, a cazar y pescar, pues como se suele decir en esos días “Todo bicho que camina va a parar al asador”
En el sur, julio es tiempo de naranjas, en setiembre de frutillas y nísperos, pero también es tiempo de nacimientos con análogas características a estas frutas: la franqueza, brillo y centralismo de los leoninos como las naranjas, la pequeñez y detallismo de los virginianos con frutillas y nísperos. 
Existe la idea de que los signos se aplican sólo a personas, pero no es así. Se aplican a todo porque son universales, a cualquier animal, vegetal, mineral, o energía. Es que los 12 signos son nuestras 12 divisiones del espacio infinito y de allí se dedujeron los caldeos y griegos y en el presente Max Planck y Einstein, que existe una Unidad Universal.
También a cualquier suceso, organismo social, económico o político y en forma abstracta a ideas y matices. También se puede aplicar a objetos, artes, juegos, deportes, azar, organizaciones, todo tipo de ordenación social y por supuesto también a las horas dobles del día, a los meses del año y a los ciclos de la Historia, porque los signos son fórmulas matemáticas que aceptan cualquier cantidad y calidad de unidades. Todo signo no tiene límite en su significado (significado proviene de signo) y así como no tiene límites el símbolo, tampoco lo tiene una fórmula matemática.
Si tenemos en cuenta que cualquier fenómeno terrestre, incluso la Historia, es como si fuera una persona que nace y muere, entonces no será difícil traducir estas características de los signos.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...