COMPRAR EN "TIENDA SIRIUS"

TELEFONO: 635574330

viernes, 27 de diciembre de 2013

SATURNO...

SATURNO
Karma, límites, responsabilidad, tradición, lo conservador, autoridades, metas a largo plazo, soledad, constricción, restricción, interiorización, aislamiento, estructura, construcción, estado, leyes, compromiso, paciencia, lo viejo, rigidez, avaricia, ahorro, bloqueo, pesimismo, pesadumbre, frialdad, constancia, perseverancia.
Acción: 

Limitadora, bloqueadora, constrictiva, cristalizadora, materializadora, paralizadora, frustrante, enfríadora.
Atrasa y crea responsabilidad, madurez y sentido común; en crisis, produce depresión, rigidez.
Representa: 

Al padre, al marido si es mayor,  a los abuelos, a las personas mayores.
Lugares: 

Espacios desolados, desiertos, cementerios, prisiones, celdas, aperos agrícolas.
Profesiones: 

Administrativo, profesiones relacionadas con la banca, agricultor, minero, pocero, filósofo, metalúrgico. 
Anatomía: 

Huesos, cartílagos, dientes, oído derecho.
Patologías: 

Resfriados, parálisis, piernas débiles, sordera, tuberculosis ósea o pulmonar, reumatismo, artritis, arteriosclerosis, parálisis progresiva.
Pecado Capital: 

Avaricia
El primer retorno de Saturno (a los 28/30 y a los 56/60 años) es cuando Saturno cumple un ciclo y se sitúa en la misma posición de nuestra carta natal en la que estaba cuando nacimos.
Es significativo ya que nos hace replantearnos nuestras vidas, la palabra clave sería “recapitular”.

Resulta más difícil el de los 30 años, ya que más adelante uno está más maduro y se toman las cosas con más calma al pasar a la tercera edad.
Los cambios alrededor de los 30 años, llamada la crisis de los 30, son bastante corrientes.
Es común cambiar de trabajo, decidir formalizar una relación con el matrimonio o a veces hasta cambiar completamente de vida.
Saturno despeja las dudas y las futilidades y “nos hace hacer  lo que hay que hacer”.
Como nos interioriza y nos volvemos poco sociables, algunas personas, la mayoría,  lo viven como una crisis en sus vidas, ya que no saben lo que les sucede.

Saturno nos obliga a dejar la adolescencia atrás y a entrar en la edad adulta, que durará otros 28/29 años, hasta el segundo retorno de Saturno.
Suelen ser periodos de soledad e aislamiento en los que se siente gran pesimismo, hay que asumir una gran responsabilidad o se ve uno obligado a llevar un fardo pesado, del que resulta imposible deshacerse (a veces tener que ocuparse de alguna persona mayor, Saturno=abuelos o personas mayores). 
Los esfuerzos serán recompensados al cabo del tiempo, sintiéndonos más maduros y más seguros de nosotros mismos, con la satisfacción del deber cumplido.

Atrás se quedan unas cuantas cosas, a veces incluso amistades o amores que no aportaban nada, aunque siempre es para bien, algunas costumbres o lugares que frecuentábamos dejan de importar.
Por fin uno puede mover los hilos de su vida y no ser movido por las circunstancias personales, las personas importantes como los padres o por los mandatos de la sociedad.
Los signos de Tierra son los que lo llevan mejor y luego los de Agua, y nada bien, los de Fuego y los de Aire.

También es conveniente mirar a qué planetas o puntos de la carta astral está aspectando.

No es lo mismo Saturno en trígono que en cuadratura u oposición; mirar especialmente Júpiter ya que este suaviza mucho los tránsitos de Saturno, compensando la seriedad con la jovialidad, la restricción con la expansión. 

miércoles, 25 de diciembre de 2013

ACUARIO...

#Acuario:
Pobre del que se ponga en tu camino después de hoy.

LUNA Y MARTE EN LIBRA...

Luna en conjuncion a MARTE en Libra.
http://estrellasdesirius.blogspot.com/
En oposicion o en mal aspecto a URANO en Aries...
Cuidado... ARIES... CANCER... LIBRA... CAPRICORNIO

FELIZ NAVIDAD...¡¡¡


miércoles, 23 de octubre de 2013

LUNA NATAL EN ESCORPIO...

LUNA NATAL EN ESCORPIO
Este es un resumen de un libro llamado "las Lunas" de Eugenio Carutti
Escorpio esta lejos de la cualidad nutriente de la luna, pues mientras un bebe necesita seguridad, mientras esta luna "se refugia afectivamente" en su capacidad de transformación continua, por lo cual aquello que protegía en un momento, tiene que morir para dar lugar a otras formas mas vitales. Pensemos en el feto, que ya no tiene lugar en el útero y el lugar que lo protegía, ahora lo asfixia y estamos en una situación extrema, de sentimientos ambivalentes, por que queremos volver a esa situación, pero esta nos provoca daño. La madre de este niño tendrá un gran poder de intensidad que tendera a mantenerlo en un estado de absorción fusionante.
El niño sentirá la máxima ambivalencia entre ser todo para la madre (familia, clan) y al mismo tiempo perder toda identidad propia, quedando constituido por el mero deseo de ese mundo afectivo que impide toda diferenciación.
La sensación es de que quieren todo de él, de vaciarlo, hace que se retraiga para que esta no lo tome por completo, pues se juega un deseo envolvente en el cual no hay "no" que se le pueda oponer.
Acá, lo que da vida, esta identificado con lo que da muerte, donde emite un magnetismo intenso y absorbente, y por el otro lado un terror a esa misma cualidad que parece los hiciera emitir una señal diciendo "no me tendrás".
El patrón es "lo inalcanzable" por que justamente esto es lo que le da seguridad "hay un mundo interno al que nadie puede llegar jamás".
Que la madre experimente con simultaneidad la "alegría por el hijo que vendrá" y por el otro, algún dolor profundo forma parte de esta estructura, también es común situaciones de riesgo en el parto con esta luna y la característica vuelta de cordón. La madre pudo haber padecido profundas depresiones o enfermedades cuando el niño era pequeño; el dolor psíquico esta presente.
La madre puede ser sobre protectora, que sabe lo que el niño necesita, anticipándose todo el tiempo a el, sofocándole y dándole todo y en definitiva, nunca permitiendo que el niño descubra que es lo que quiere por el mismo y criando así a alguien con dificultades con sus deseos autónomos.
La persona con luna en Escorpio tiende a dejarse devorar por lo que ama, (madre araña que come sus pichones) pero cuando es madre, se puede convertir en "pelicano" (si no encuentran comida, se abren el pecho con sus propios picos y se dejan comer por sus pichones) por esto, muchas de estas personas temen a tener familia e hijos, al sentirse ahogadas por esta situación potencial ante la cual no saben poner limites.
Articula acuerdos "tácitos" donde da lo que no se le pide, para obtener lo que nunca se vio obligado a pedir o a explicar su deseo, de aquí que su forma pueda ser "destructiva".
A la vez es típico que ante la muestra generosa de afecto, la persona quede muy afectada y tienda a sustraerse del vinculo, pareciendo que dijera "si acepto esto, me van a pedir algo tremendo a cambio".
Se tortura y sufre por sus estados emocionales ambivalentes, el estado de tranquilidad y paz es amenazante.
Es una luna que se ve en personas anoréxicas y bulímicas, personas que tienden a las adicciones y a las relaciones torturantes.
Decir que no y poner limites implica la función paterna y cuando se puede ejercer se corta con el patrón de fusión sin limite con la madre.
TALENTOS
Una ves que se ha aprendido a poner limites y expresar el deseo, puede comenzar a expresar una enorme capacidad para sostener a los demás en situaciones intensas y difícilmente tolerables para el común de la gente.
Se sienten como en casa donde hay dolor y sufrimiento, donde reina el misterio y lo desconocido y afloran las emociones más oscuras.
Tiene aptitudes para las actividades curativas, talento para investigar, gran profundización, lo que los hace magníficos terapeutas y grandes ocultistas, convirtiéndose en personas sumamente nutritivas, con gran aptitud para dar, acompañar y brindar afecto, donde hay altos grados de sufrimiento.

LOS NATIVOS DEL SIGNO DE ESCORPIO...

LOS NATIVOS DEL SIGNO DE ESCORPIO
Negativo, fijo, de Agua, gobernado por PLUTON Y MARTE. 
Femenino, violento, fecundo, nocturno, mudo, tortuoso. 
Las fuerzas ocultas, el demonio, el misterio, la magia negra, las cosas extrañas; los poderes ocultos del hombre; la destrucción, el suicidio, la muerte, pero también la regeneración; los seres maléficos, los enemigos disimulados, la venganza, los viajes peligrosos, sobre todo por agua; los peligros de sumergimiento, los dramas pasionales, la envidia y los amores contrariados.
RIGE EN EL MUNDO: 
La mortandad y las herencias, las donaciones y los legados; el dinero por matrimonio; las reformas radicales por la violencia, la energía pasional que se alimenta y estalla de repente, los ataques bruscos, el aspecto agresivo del militarismo; la ciencia, la meditación, los estudios profundos y búsquedas difíciles; el mundo médico y quirúrgico.
CUALIDADES: 
Interiorización, voluntad, emoción. 
Regeneración, curiosidad, misticismo, habilidad y poder para juzgar correctamente; orgullo, energía, tenacidad, conciencia y escrúpulos en los actos.
DEFECTOS: 
Pasión, envidia, exceso de discreción, celos, arrogancia, crítica destructiva, extremismo, tiranía, carácter íntegro y exclusivo. 
Odio, brutalidad, violencia.
ANATOMIA: 
Los órganos genitales externos y el aparato urinario, junto con el signo LIBRA. 
La región ilíaca, el ano, el recto, la nariz y el olfato. 
Rige la renovación de las células, la menstruación, los excrementos líquidos, la orina, la transpiración, sudor, y las de autodefensa (los glóbulos blancos de la sangre), así como las de los órganos de reproducción (espermatozoides)
Los trastornos, enfermedades y lesiones de los órganos que rige, las enfermedades venéreas, blenorragia, sífilis, orquitis, vaginitis, prostatitis (ESCORPIO rige los sitios profundos y escondidos), tuberculosis de los testículos, hernias, tumores, fístulas y cáncer de vagina, de recto, hemorroides, escorbuto, estreñimientos, herpes, y prurito anal y vaginal; la castración, las enfermedades y lesiones de la nariz, sinusitis, inflamación de las mucosas nasales y resfriados.
Mitología de Escorpio SCORPIUS, con las garras y el aguijón listos para la batalla, fue un siervo de Apolo y creado para destruir al concupiscente y vanidoso Orión, violador de doncellas y matador de bestias. 
Los escorpiones son arácnidos nocturnos, escurridizos y muy agresivos siendo, de acuerdo a los especimenes fósiles, una de las criaturas terrestres más antiguas.
Tienen en la cola un aguijón que inyecta un veneno capaz de matar a un adulto. 
Cuando el escorpión se enfurece, él mismo se clava el aguijón sin quererlo y se causa la muerte a sí mismo.Scorpius era temido por Orión, pero admirado por los dioses por su fuerza, furia y grandeza. Escorpio se relaciona con el cambio, la trascendencia, la evolución, el crecimiento interno, el desarrollo personal, la transformación profunda de si mismo a través de un fuerte trabajo de auto confrontación y un deseo ardiente por salir adelante.
Se trata de un cambio explosivo, radical, de proporciones gigantescas, algo así como el hecho de cambiar la residencia a un país extranjero, el salir de la pobreza y escalar la montaña que lleva al triunfo económico, o tomar decisiones que van a cambiar para siempre la vida.
Jugarse el todo por el todo, quemar las naves, emprender el viaje sin retorno, iniciar una Carrera Profesional.
Cambios en los que se arriesga el futuro, se arriesga a la pareja, a la familia, a la comunidad, se juega frecuentemente hasta la vida misma.
El cambio puede ser en lo armónico o en lo inarmónico.
Escorpio también es el signo de la transmutación de la energía sexual, de la elevación del Kundalini, la sublimación de esa energía, que han logrado los grandes místicos a través de la oración y de su buen actuar, o los Yoguis con la práctica profunda y vivencial del Yoga, los Maestros del Taoismo, del Tantra Yoga, del Kundalini Yoga, etc.
La energía sexual es la que activa los chakras para alcanzar la iluminación.
Los animales conocidos como alacranes, representativos de Escorpio, son arácnidos nocturnos, escurridizos, muy agresivos, y se les conoce también como una de las especies más antiguas. 
Poseen un venenoso aguijón que puede matar a un ser humano. 
Se sabe que este animal, cuando está muy alterado, se vuelve tan agresivo que al intentar atacar, por error se pica el mismo y muere con su propio veneno.
En la Mitología Greco Romana, Scorpius fue un siervo del dios Apolo, y fue creado para destruir a Orión, que se distinguía por su vanidad y por su fama de violar ninfas y matar animales. 
Orión era un fanfarrón y se jactaba de haber intentado violar a la diosa Diana (la Luna), hermana de Apolo.
Los dioses admiraban a Scorpio por su furia y por su fuerza.
Orión en cambio temía a Scorpio, quien finalmente lo mató clavándole su ponzoñoso aguijón en un pié, pero el famoso hijo de Apolo y eminente médico griego Esculapio, que se distinguía porque lograba revivir muertos le devolvió la vida.
Esculapio era hijo de Apolo, nació en el monte y una cabra lo alimentó con su leche.
El Centauro Quirón lo educó y le enseñó a conocer todas las yerbas, las que curan y las que matan.
También aprendió a pronunciar los conjuros que alejan las enfermedades y las dolencias. 
Esculapio supero a su maestro Quirón, pues logró resucitar muertos.
Revivió a Glauco, a Acapaneo, a Tíndaro, a Hipólito y finalmente a Orión.
Pero Plutón, el dios del Reino de ultratumba se alarmó y se quejó con Zeus, quien lo mató con su poderoso rayo por contravenir las leyes naturales.
Apolo que no podía contra el dios de dioses, en venganza mató a los Cíclopes, quienes le habían forjado a Zeus su rayo.
Escorpio tiene como planeta a Plutón, quien era también conocido como Hades, y que le toco el reino de los infiernos.
Según la Mitología Greco-Romana, los Keres eran seres malignos al servicio de Plutón, que se encargaban de dar el golpe mortal a los humanos moribundos y de llevar sus almas ante Hades, en donde eran juzgadas para obtener el premio o castigo a su comportamiento.
A la puerta de los infiernos, narra la Mitología, hay un perro de tres cabezas de nombre Cancerbero, que cuida para que las almas no se escapen ni los vivos entren.
El lugar está rodeado por dos ríos: El Estigio y el Aqueronte, siendo este último el que cruzaba Caronte en su barca para llevar a las almas a las puertas del infierno.
Este viejo y feo sujeto de larga barba gris, obligaba a sus pasajeros a pagar entre uno y tres óbolos por su viaje.
Los deudos ponían en la boca del finado las monedas para cubrir la cuota que exigía Caronte.
Los que no traían dinero eran golpeados por el barquero con su remo y botados de la barca.
Los demás, eran entregados a Mercurio después de cruzar el río, para que los llevara a comparecer ante la Corte que los juzgaría.
Otra de las funciones de Caronte, era acompañar a Marte en las batallas, a donde llegaba con una tremenda masa, para rematar a los heridos y llevárselos consigo.
Minos, Eaco y Radamanto, eran los honrados jueces que presidían el tribunal en la antesala del infierno.
A los justos los enviaban a los Campo Elíseos, y a los pecadores al Tártaro.
El Tártaro recompensa de los maliciosos, es una prisión fortificada rodeada de un río de fuego llamado Flegetón.
En el hay tres barqueros que son tres furias: Alecto, Meguera y Tisifone.
Con una mano empuñan una antorcha candente y con la otra un látigo ensangrentado, con el cual flagelan sin cesar a los malvados que merecen duros castigos.
Aquí moran los violentos, los traicioneros, los infieles, lo avaros, los belicosos, etc. Cerca del Tártaro viven los Remordimientos, la Miseria, las Enfermedades, la Guerra, la Muerte, las Arpías, etc. 
Este es definitivamente el reino de Plutón, o sea el infierno.
Los Campos Elíseos son de verdor maravilloso y praderas llenas de flores.
El sol brilla y los pájaros cantan continuamente con una dulce melodía. Ríos, tierras fecundadas, cosechas abundantes, etc. son otras de sus delicias.
En este lugar no hay dolor, enfermedad ni vejez, ni para el cuerpo ni para el alma, como tampoco existen pasiones ni envidias humanas.
En pocas palabras era el cielo.
Se asocia al Águila. Escorpio se relaciona con el cambio, la trascendencia, la evolución, el crecimiento interno, el desarrollo personal, la transformación profunda de si mismo a través de un fuerte trabajo de auto confrontación y un deseo ardiente por salir adelante.
Se trata de un cambio explosivo, radical, de proporciones gigantescas, algo así como el hecho de cambiar la residencia a un país extranjero, el salir de la pobreza y escalar la montaña que lleva al triunfo económico, o tomar decisiones que van a cambiar para siempre la vida.
Jugarse el todo por el todo, quemar las naves, emprender el viaje sin retorno, iniciar una Carrera Profesional,
Cambios en los que se arriesga el futuro, se arriesga a la pareja, a la familia, a la comunidad, se juega frecuentemente hasta la vida misma.
El cambio puede ser en lo armónico o en lo inarmónico.
Un Ascendente en el signo de Escorpio asume la regencia de la Carta.
Entendemos que es el signo de las grandes crisis, de los asuntos que son de vida o de muerte, de la banca, del mito del "Ave Fénix", del dinero ajeno que puede recibirse como el producto de los donativos, legados, hipotecas, herencias, seguros, prestaciones, etc.
Sin duda, entonces, estamos ante una situación demasiado apremiante, y que siempre nos exige soluciones rápidas y seguras.
No cabe duda, y al menos estoy acostumbrado a verlo, que la presencia de Escorpio en el Ascendente es preludio de las peores tragedias que arrojan como resultado una cantidad de muertos muy superior a la esperada. Con Escorpio siempre nos estamos jugando la vida a cada instante, pues la vida y la muerte se enfrentan sin darse tregua.
Extremista por siempre y dispuesto a llegar a su máximo, es el octavo signo.
La renovación y por ende, la resurrección le son parte de su esencia.
Con este signo no se puede esperar nunca que las cosas sean fáciles o pacificas, pues ama la guerra y la agresión.
ESCORPIO: 
Zonas lodosas, lugares frecuentados por alimañas, y animales ponzoñosos, reptiles venenosos, áreas sujetas a inundaciones.
Zonas petrolíferas, y de minas, lagos contaminados, terrenos ganados al mar, suelos con riquezas subterráneas.
En ciudades: 

Subterráneos, cementerios, lavanderías, zonas de prostitución o venta de sexo. Casas abandonadas, basureros, fábricas en donde se reciclan la materia prima, edificios en lugares solitarios de acceso nada fácil, las casas encantadas.

LA CHICA "ESCORPIO"...

LA CHICA “ESCORPIO”
La mujer Escorpio tiene una belleza profunda y misteriosa. Es magnética, orgullosa y totalmente segura de sí, pero tiene un único dolor secreto: no haber nacido hombre.
Desde aquí puedo casi percibir la furia, cuando las mujeres Plutonianas oigan esta revelación. No hay hembra Escorpio que no se sienta mujer de pies a cabeza, y hasta mi lector, si está enamorado de una de ellas, se preguntará de qué estoy hablando. Como si esa chica no tuviera encanto y seducción más que suficientes. Pero yo no he dicho que tuviera aspecto masculino, ni tengo intención de insinuar que en su papel de mujer no se desempeña estupendamente. Es sólo que, en un nivel inconsciente, preferiría ser hombre. Menos restricciones, más oportunidades. Es el único secreto que la mujer Escorpio se oculta incluso a sí misma, y no le hace gracia verlo revelado.
Una vez que la niña Escorpio ha entendido la diferencia entre escarpines rosados y celestes, se resignará a usar los rosados, porque no hay nadie mejor para sacar el mejor partido de una situación. Pero el rosa no es su color natural. El verdadero matiz de su naturaleza es el castaño oscuro o un profundo rojo vino, colores nada femeninos. Sin embargo, hay que reconocer que ella es muy capaz de hacerte creer que lo son. Conozco una que es maestra en el arte de mostrarse como una gatita frágil y vaporosa. Ronronea de manera tan convincente que la mayoría de los hombres la toman por una ultra femenina Piscis, caen en la trampa y, cuando se despiertan, están magullados, pero algo han aprendido: no era una gatita.
Las mujeres Escorpio desdeñan a los miembros de su sexo que fracasan como novia, esposa y madre, una vez que ha aceptado los papeles. Una chica Plutoniana mantendrá a raya su deseo de dominar, mientras hace una magnífica demostración de feminidad, y lo hará con más sutileza que las más masculinas Aries, Leo o Sagitario. Por lo menos, actuará de es modo mientras dure el galanteo. En algunos casos, el varón desprevenido se llevará la gran sorpresa cuando se sacuda el arroz de los zapatos y las ilusiones de los ojos. A diferencia d las mujeres marcianas, por ejemplo, Escorpio sujetará sus impulsos y magnetizará a un hombre con el denso perfume de su mirada exótica, al tiempo que se deja encender lánguidamente el cigarrillo; es una actitud mucho mas sexy que prender ella misma, agresivamente, un fósforo y echarle a él el humo en la cara. Y Escorpio lo sabe... y sabe muchas otras cosas. Tal ve otra chica se te arrojaría en los brazos y proclamaría a grita su amor desde los tejados. Escorpio se te acercará andando de manera lenta y seductora, y te transmitirá en silencio y privadamente su mensaje. Es increíble, pero son mujeres que puede mostrarse seductoras en tejanos, pantalones de montar o zapatillas de baloncesto. Tal vez eso sea debido a su voz ronca acariciante. Se de una que usaba siempre un gorro de béisbol (en serio) durante todo el tiempo que su futuro marido la cortejó, y se pasaba el tiempo hablando de los resultados de los partidos. De todas maneras, estaba tan seductora como Mata Hari, y se salió con la suya (le hipnotizó, como siempre).
Es posible que la impresiones, pero no que reaccione ansiosamente ante tu aproximación. No esperes que entorne insinuantes y largas pestañas al mirarte, ni que te adore con devoción ciega. Muchas mujeres Escorpio, amén de lo independientes, tienen pestañas cortas. Además, con esos bellos ojos misteriosos capaces de leer con tanta claridad el pensamiento, no necesita mucho más adornos. Susúrrale algo romántico que a otra chica le haría perder la cabeza, y Escorpio se limitará a clavarte una mirada intensa y penetrante que desnudará inmediatamente tus intenciones mas auténticas. Es un aparato humano de rayos x, así que no flirtees con ella. Si no la tomas en serio, le estas haciendo perder el tiempo e insultándola, y yo no te aconsejaría que insultes a Escorpio; puede ser peligroso. Si no sabes a que me refiero, pregúntale a alguien que lo haya hecho, y es posible que te cuente algunas historias que te pondrán los pelos de punta.
Bien se yo que esta peligrosa femme fatale puede ocultar sus vengativos poderes tras una sonrisa trémula, modales encantadores y la voz más sobrecogedora que imaginarse pueda. Pero los astrólogos tenemos que ser versados en estas cosas, y es importantísimo que sepas en que te metes. Después de todo, eres tú quien está empeñado en domesticarla... o en protegerte de ella, lo que sea. Probablemente las dos cosas.
Puedes estar seguro de que el cielo no sabe de furias como las de una Escorpio cuando pierde su firme control habitual sobre las intensas emociones íntimas de Plutón. Puede ser despótica y dominante, sarcástica y frígida, y después llegar a una temperatura de 1OO grados. Es capaz de poner cruel veneno en el odio y abandono orgulloso en el amor, de vociferar como una arpía furiosa o de susurrar como la más afectuosa de las tórtolas, pero de una cosa puedes estar seguro: jamás se quedará en las medias tintas.
La mujer Escorpio tiene un don desconcertante que puede hacer que te corran por la columna escalofríos de hielo. Es una forma peculiar de magia negra, que ella maneja con tal pericia como para hacer que parezca auténtica brujería. Una vez que tus ojos se hayan encontrado con los de ella, tienes muy pocas posibilidades de escapar. Con su místico sexto sentido, es frecuente que Escorpio pueda reconocer a su futura pareja en la primera mirada, y de alguna manera transmitirá instantáneamente lo que percibe. Tus reacciones pueden ser de dos clases. O quedarás irremediablemente atrapado en su hechizo e irás tambaleante a entregarte con armas y bagajes o, presa de un terrible susto, tendrás ganas de escapar pidiendo socorro. ¿Que prisa te corre?
Quédate por ahí un rato. Es posible que termines por encontrar que es eso de la vida; ella lo sabe. Y te lo enseñará. En todo caso, deberías sentirte halagado de que te considere digno de su extraña mirada. Una mujer Escorpio no puede disculpar la debilidad en un hombre; lo que ella busca es ambición y valor. Quiere un varón capaz de dominarla y de hacerla sentir orgullosa, sin que, por eso, perturbe su individualidad secreta. Espera que él sea fuerte, masculino y más apuesto que los que fracasan como novia, esposa y madre, una vez que han aceptado los papeles. Una chica Plutoniana mantendrá a raya su deseo de dominar, mientras hace una magnifica demostración de feminidad, y lo hará con mas sutileza que las mas masculinas Aries, Leo o Sagitario. Por lo menos, actuará de ese modo mientras dure el galanteo. En algunos casos, el varón desprevenido se llevará la gran sorpresa cuando se sacuda el arroz de los zapatos y las ilusiones de los ojos. A diferencia de las mujeres marcianas, por ejemplo, Escorpio sujetara sus impulsos y magnetizara a un hombre con el denso perfume de su mirada exótica, al tiempo que se deja encender lánguidamente el cigarrillo; es una actitud mucho mas sexy que prender ella misma, agresivamente, un fósforo y echarle a él el humo en la cara. Y Escorpio lo sabe... y sabe muchas otras cosas. Tal vez otra chica se te arrojaría en los brazos y proclamaría a gritos su amor desde los tejados. Escorpio se te acercará andando de manera lenta y seductora, y te transmitirá en silencio y privadamente su mensaje. Es increíble, pero son mujeres que pueden mostrarse seductoras en tejanos, pantalones de montar o zapatillas de baloncesto. Tal vez eso sea debido a su voz ronca y acariciante. Se de una que usaba siempre un gorro de béisbol (en serio) durante todo el tiempo que su futuro marido la cortejó, y se pasaba el tiempo hablando de los resultados de los partidos. De todas maneras, estaba tan seductora como Mata Hari, y se salió con la suya (le hipnotizó, como siempre).
Es posible que la impresiones, pero no que reaccione ansiosamente ante tu aproximación. No esperes que entorne insinuantes y largas pestañas al mirarte, ni que te adore con devoción ciega. Muchas mujeres Escorpio, amén de las independientes, tienen pestañas cortas. Además, con esos bellos años misteriosos capaces de leer con tanta claridad el pensamiento, no necesita mucho más adornos. Susúrrale algo romántico que a otra chica le haría perder la cabeza, y Escorpio se limitará a clavarte una mirada intensa y penetrante que desnudará inmediatamente tus intenciones mas auténticas. Es un aparato humano de rayos x, así que no flirtees con ella. Si no la tomas en serio, le estás haciendo perder el tiempo e insultándola, y yo no te aconsejaría que insultes a Escorpio; puede ser peligroso. Si no sabes a que me refiero, pregúntale a alguien que lo haya hecho, y es posible que te cuente algunas historias que te pondrán los pelos de punta.
Bien sé yo que esta peligrosa femme fatale puede ocultar sus vengativos poderes tras una sonrisa trémula, modales encantadores y la voz más sobrecogedora que imaginarse pueda. Pero los astrólogos tenemos que ser versados en estas cosas, y es importantísimo que sepas en que te metes. Después de todo, eres tú quien está empeñado en domesticarla... o en protegerte de ella, lo que sea. Probablemente las dos cosas.
Puedes estar seguro de que el cielo no sabe de furias como las de una Escorpio cuando pierde su firme control habitual sobre las intensas emociones íntimas de Plutón. Puede ser despótica y dominante, sarcástica y frígida, y después llegar a una temperatura de 1OO grados. Es capaz de poner cruel veneno en el odio y abandono orgulloso en el amor, de vociferar como una arpía furiosa o de susurrar como la más afectuosa de las tórtolas, pero de una cosa puedes estar seguro: jamás se quedará en las medias tintas.
La mujer Escorpio tiene un don desconcertante que puede hacer que te corran por la columna escalofríos de hielo. Es una forma peculiar de magia negra, que ella maneja con tal pericia como para hacer que parezca autentica brujería. Una vez que tus ojos se hayan encontrado con los de ella, tienes muy pocas posibilidades de escapar. Con su místico sexto sentido, es frecuente que Escorpio pueda reconocer a su futura pareja en la primera mirada, y de alguna manera transmitirá instantáneamente lo que percibe. Tus reacciones pueden ser de dos clases. O quedarás irremediablemente atrapado en su hechizo e irás tambaleante a entregarte con armas y bagajes o, presa de un terrible susto, tendrás ganas de escapar pidiendo socorro. ¿Que prisa te corre?
Quédate por ahí un rato. Es posible que termines por encontrar que es eso de la vida; ella lo sabe. Y te lo enseñará. En todo caso, deberías sentirte halagado de que te considere digno de su extraña mirada. Una mujer Escorpio no puede disculpar la debilidad en un hombre; lo que ella busca es ambición y valor. Quiere un varón capaz de dominarla y de hacerla sentir orgullosa, sin que, por eso, perturbe su individualidad secreta. Espera que él sea fuerte, masculino y más apuesto que el común de los hombres. Y para estar a la altura de la mentalidad de ella se necesita, desde luego, un alto grado de inteligencia, amén de una familiaridad algo más que superficial con la sabiduría abstracta y filosófica. De manera que olvídate del susto y empieza a practicar una sonrisa de superioridad. Todos tus conocidos se impresionarán al ver que ella se te queda mirando; los hombres y las mujeres. Si lo piensas, verás que te abre nuevas perspectivas. Tus acciones personales pueden llegar a estar varios puntos más arriba que antes de que ella se fijara en ti.
Una vez que hayas conseguido la intimidad de una mujer Escorpio, puedes estar seguro de que eres un hombre único y excepcional. Y también de que el amor que ella siente por ti no tendrá parangón en ninguno que jamás te toque vivir... y puedes creerlo esto en mas de un sentido. Tú constituirás el interés fundamental de su vida y, si es una Plutoniana típica, te apoyará con lealtad y procurará agradarte con intensidad apasionada. Y si eres demasiado difícil de complacer, expresará su frustración con apasionados intentos de ganarse tu atención.
Es probable que la palabra “apasionado” te haya llamado la atención. A los oídos de la mayoría de los hombres han llegado inquietantes rumores sobre la pasión de la mujer Escorpio. Pues son verdad. En esta mujer, la pasión bulle hasta derramarse, por mas que ella la mantenga bajo el control rígido de una actitud distante y fría hacia los extraños, y que su suavidad superficial haga pensar en un terciopelo negro. Pero el sexo masculino se inclina demasiado a considerar la pasión estrictamente como una acción romántica, y en el caso de ella eso es subestimarla, porque la definición Plutoniana de la palabra es muchísimo más amplio: se refiere a sus sentimientos hacia todo cuanto toca. Escorpio jamás se interesa a medias; el desapego y la indiferencia no se han hecho para ella. Es raro que le guste -o le disguste- un libro, una obra de teatro, una religión, un mueble o una persona. O los rechaza ásperamente o los adora. Si el objeto no llega a excitar ninguna de las dos pasiones, entonces Escorpio lo ignora totalmente, con una frialdad de hielo. Sin embargo, en medio de todo eso se mantendrá esencialmente ajena a las tormentas emocionales... al menos a juzgar por su placidez exterior, en la que se envuelve después de cada explosión nuclear, importante o no. Tal vez te resulte difícil convencer a tu suegra de que fue realmente su hija la que rompió todos esos platos e hizo pedazos aquellas cortinas, una vez que la furia se ha disipado y ha vuelto la serenidad de terciopelo negro. Es posible que la gente te mire como si fueras un regicida. ¿Qué es lo que dices? ¡A quién se le ocurre acusar de mal genio a esa mujer encantadora, tan serena y dueña de sí! Si de algo te sirve, cuenta con mi simpatía.
Sus virtudes son tan fabulosas, que podías esperar que sus vicios tampoco fueran de poca monta, de modo que piensa en sus puntos buenos. De acuerdo, entonces, piensa en sus puntos buenos cuando te haya desaparecido el chichón que tienes en la cabeza.
Debido a su atracción por la investigación de las sombras, Escorpio puede parecerte al principio un tentador fruto prohibido, impresión que se intensifica por efecto de la expresión extraña y profunda de sus ojos. Es verdad que estas muchachas se meten a veces en aguas peligrosas, llevadas por su afán de penetrar la vida, y como en ellas no hay el más leve rastro de miedo (a no ser que alguna tenga una influencia lunar desfavorable, en cuyo caso estará acosada por innombrables terrores), su búsqueda puede llevarlas por algunas sendas escalofriantes. Pero una Escorpio típica renacerá de todos sus descubrimientos sin perder fuerza ni pureza. Si se dejara ensuciar espiritualmente por sus andanzas, Plutón la castigaría con remordimiento, angustia y culpa, pero aun así ella podría echar mano de su fuerza de carácter para volver a levantarse, como el Fénix, de las cenizas de sus experimentos. En El Profeta, de Kahlil Gibran, en respuesta a una pregunta sobre el Mal, el Profeta replica: “Del bien que hay en vosotros, podré hablar, mas no del mal. Pues, ¿qué es el mal sino el propio bien torturado por su hambre y por su sed? En verdad, cuando el bien siente hambre, procura alimentarse hasta en nuestros oscuros antros, y cuando siente sed, se sacia hasta en las aguas estancadas”. Una perfecta descripción de Escorpio.
Es posible que haya sido fascinado testigo de un millón de flaquezas humanas, y que haya probado múltiples experiencias por ver a que sabe el conocimiento, pero, misteriosamente, es capaz de salir de todas sus investigaciones limpia de sospecha y seguir siendo superior a casi todas las demás mujeres que conozcas. Podría ser la guardiana de unos cuantos secretos; es sorprendente cuantas confesiones recibe Escorpio, aunque su propia vida lleve el cartel de: “Privado Prohibida la entrada”. A Escorpio le gusta escuchar secretos, pero será raro que cuente algo de lo que le han confiado, ni siquiera a ti (salvo que Mercurio sea desfavorable en su carta natal). También puedes esperar que tenga un montón de secretos relacionados con su personalidad, y no intentes adueñarte de ellos. En esta mujer hay un ámbito privado que jamás alcanzarás, una parte de su mente y de su alma que le pertenece exclusivamente a ella y en la cual no admite invasiones. Aunque no mienta, y en realidad es más fácil encontrar en ella una sinceridad brutal, siempre habrá esas cosas especiales -ideas, sentimientos- que no te confiará. Ni a ti ni a ningún otro.
Una mujer de este signo mostrará una lealtad increíble hacia aquellos a quienes considere fuertes y dignos, pero los débiles jamás alcanzarán el honor de su mirada. Cuando se trata de relaciones humanas, su dignidad puede hacer que parezca esnob y distante, y en cierto modo lo es, porque practica su personal sistema de castas, más nítidamente definido que los de sus hermanas Leo y Capricornio. Escorpio es siempre muy selectiva con sus amistades. A los compañeros dignos de ella los conserva durante toda la vida; a los superficiales, vulgares o indignos los excluye con su hielo. En la naturaleza de una mujer Escorpio hay una reserva innata de perseverancia y decisión, y siempre que así lo decida puede recurrir a estas cualidades para que la ayuden a dominar los excesos, desde la bebida y las drogas hasta las peligrosas depresiones y esas típicas formas de venganza autodestructiva. Tarde o temprano, es probable que Escorpio se interese por alguna forma de ocultismo, y que los antiguos misterios y los mundos nunca vistos se ganen su respeto, aunque la gente Escorpio puede pasarse la vida en los extremos, desde el fervor religioso al total ateismo.
Una mujer Escorpio no necesita la legalidad del matrimonio para brindar el amor y la dedicación de una esposa. Si por circunstancias que escapan de vuestro control el matrimonio es imposible, ella te amará igualmente sin reservas, sin importarle un rábano lo que piensen los vecinos. En la mayoría de este tipo de situaciones excepcionales, la relación es mucho más profunda y mas seria que el amor superficial y egoísta que existe en mas de un matrimonio legítimo. Las hipocresías de la sociedad no impedirán jamás que estas mujeres valerosas vayan en pos del sol. Escorpio no obedece a otra ley que la suya propia, y en su corazón Plutoniano tiene una compresión mas cabal del clásico “hasta que la muerte nos separe” que la mitad de las novias que balbucean embelesadas esa misma frase.
Pese a su fuerte individualismo, la muchacha típica Escorpio dejará que sea su marido quien lleve las riendas. En vez de atropellarle con su fuerza y su impulso, contribuirá con su talento a ayudarle en la consecución de sus metas. Para ella, tu futuro será importante, y no es probable que insista en tener su propia profesión después de casada (a menos que la hayas decepcionado profundamente, o que una crisis económica pasajera haga necesario que ella también trabaje). Es posible que en privado las peleas sean borrascosas, pero en público te defenderá con fiereza, y no tolerará que nadie te calumnie ni se aproveche de ti. Los que lo intenten sentirán la herida de su justa cólera. Tu felicidad será siempre lo primero. A menos que en su carta natal haya aspectos adversos a su signo solar o a su ascendente, te ayudará pacientemente a perseverar hasta que consigas lo que quieres, sin quejarse ni lamentarse de tus esfuerzos; eso si, puede mostrarse un tanto dura si te desalientas por el camino. Escorpio espera que apuntes tan alto como tu capacidad te lo permita, y si te quedas corto, eso puede costarte algunos comentarios y observaciones bastante sarcásticas, sobre todo si Mercurio tiene influencias desfavorables.
La mujer Escorpio adora su hogar, que generalmente aparece brillante de limpieza, buen gusto y comodidad. Las comidas se sirven a su hora, y generalmente las cosas marchan bien. Si sucede lo contrario, algo muy desdichado debe ocurrirle a tu chica, porque su inclinación natural la lleva a la belleza y al orden. Para la mujer típica de Escorpio, la limpieza de primavera es una fiesta. Le encanta revolver rincones para ver que encuentra... y ten cuidado de que al ordenar los roperos no encuentre en tus bolsillos notas misteriosas con un dejo de perfume. Escorpio es irrazonablemente desconfiada, aún cuando no haya base para sospecha alguna, de modo que imagínate lo que puede pasar si encuentra un indicio de auténtica infidelidad. Imagínate una nube en forma de hongo y tendrás una idea general de lo que puede suceder, en términos figurados. En cambio no tiene sentido que sospeches de ella, por mas oportunidades que surjan, y habrán muchas, ya que Escorpio nunca deja ver sus sentimientos mas profundos. Claro que puede ser que eso te plantee unas cuantas preguntas; pues trágatelas, junto con el nudo en la garganta. Lo mismo que esa cómoda cerrada con llave que ella guarda desde su niñez, hay cosas que constituyen terreno vedado y de nada te servirá insistir. Cierto, ya se que eso no es justo. Y ella también lo sabe, pero no por eso las cosas cambian, en absoluto: son como son. Tómala o déjala, y lo más probable es que la tomes, porque a Escorpio es casi imposible dejarla. En el mejor de los casos, su recuerdo te acosará toda la vida. Adaptarse a las peculiaridades de su naturaleza es más fácil que padecer las pesadillas que experimentarás por haberla dejado. En realidad, a la mujer Escorpio no hay quien la deje, ¿no lo sabías? Los que lo han intentado pueden decírtelo. Sea como fuere, tienes una mujer muy especial.
Por más que necesite la seguridad de un hogar con raíces, si una mudanza es necesaria para tu profesión, a ella no le asustará el desarraigo. Es una esposa excelente para militares o marinos, y una verdadera joya para un político. No hay nadie a quien su mirada no traspase, ni engaño que se le escape. Una mujer Escorpio puede decirte exactamente en quien puedes confiar y a quien debes vigilar. La mujer Piscis tiene la misma capacidad, pero tiende a ser demasiado blanda en la crítica, siempre esta dispuesta a buscar excusas para los fallos ajenos. Escorpio no. Al contrario, es fácil que tenga que refrenar la agudeza de su lengua y atemperar la brutalidad de su juicio.
En el apartado económico, las mujeres de este signo son totalmente impredecibles. Son capaces de cuidar y ahorrar los centavos hasta hacerlos valer el doble, y de pronto experimentar un ataque de estrafalario derroche. Una cosa es segura: que el dinero le gusta, ya sea que lo guarde en un zapato o se lo gaste en extravagancias, pero es una mujer que busca siempre el prestigio, y no dejará que el dinero lo ponga en peligro. Estará contenta de que hayas elegido una profesión que te proporcione ingresos menores, siempre que ofrezca la seguridad de no depender de nadie y la posibilidad de llegar a convertirte en alguien influyente; a las mujeres Escorpio les gusta el poder, y por él son capaces de sacrificar muchas cosas. Le bastará con tu poder, porque Plutón le permite adaptarse a disfrutar con los logros de terceros, cuando a ella le cuadra. Recuerda que por mas que se sacrifique y se las arregle con muy poco para conseguir un objetivo propuesto, es demasiado orgullosa para pasarse la vida en un ambiente sórdido, y se resentirá y amargará muchísimo si se ve obligada a hacerlo durante demasiado tiempo. En tal caso, o bien tratará de provocar un cambio en la suerte de la familia, o se refugiará gradualmente en el mundo funesto de la Lagartija Gris, que por fuera acepta la pobreza, y casi parece disfrutar con ella, pero interiormente está llena de intensa amargura.
Será posesiva, pero se negará a dejarse poseer. Uno de los peores rasgos de estos nativos, varones o mujeres, es su negativa a ver ningún otro punto de vista que el suyo cuando están en juego las emociones. Necesitan semanas de introspección para acercarse a algo que se parezca a la humildad. Su natural interés por el sexo opuesto, aun si es platónico, te dará motivo para estar tan celoso de ella como ella lo esta de ti. Lo más probable es que ocasionalmente fascine a todo hombre que se le ponga a tiro, y que tú tengas que esperar mientras los hipnotiza. Lo normal es que las cosas no lleguen a ser graves, pero pueden provocar algunos momentos incómodos, y también pueden ser causa de desacuerdos. En el calor de la batalla, conviene recordar que su compulsión a igualar puntos hace, por lo general, que sea ella quien gane todas las escaramuzas y diga la última palabra. Si le dices una mentira, ella te dirá dos. Si a la mañana, después de una discusión, te niegas a darle el beso de despedida, es posible que durante un mes ella te niegue el de las buenas noches. En caso de que tu madre (o la madre de quien fuere) criticará su forma de cocinar, es probable que Escorpio se olvide de invitarla a cenar durante varios domingos seguidos. Sin embargo, perdonará una ofensa accidental, si sabe que fue sin intención. En Escorpio, el sentido de la justicia es tan fuerte como el sentido de la venganza, cosa que la mayoría de la gente olvida. Escorpio recuerda todas las bondades, y también las devuelve con creces. Las dos cosas son válidas. Con los niños, es posible que en sus expresiones de amor falten matices de ternura y demostraciones abiertas, pero de todas maneras los pequeños percibirán la profundidad de su devoción y se sentirán emocionalmente seguros. Una madre Escorpio no dejará que los talentos de sus hijos pasen inadvertidos o se desperdicien. Dedicará muchas horas a alentarles en la persecución de metas elevadas, y estará siempre dispuesta a brindarles el apoyo que necesiten. Cuando se planteen los problemas de la juventud, encontrarán en ella a una persona fuerte y servicial, a quien su conocimiento de la naturaleza humana convierte en sagaz consejera. Es una madre que les enseñará a hacer frente a las dificultades con el mismo valor de que ella hace gala, pero que puede cegarse para sus defectos y, naturalmente, si no se la reconoce y se la rectifica a tiempo, esta última actitud puede provocar muchos problemas. Escorpio aplastara a cualquiera que, a su entender y de la manera que fuere, constituya una amenaza para la felicidad de sus hijos, y me temo que eso incluye a su marido. Si él es más estricto con los niños de lo que ella considera que debe ser, no le gustará nada.
Aunque a veces pueda estar a punto de ahogarte en su pasión de vivir, si os encontráis en una verdadera tormenta, una mujer Escorpio, con su razonamiento frío y sereno y su fuerza de acero será una tabla de salvación. Aunque ejerza su magia de extrañas y secretas maneras, sus ojos obsesionantes te mirarán siempre con básica honradez, por más que ella se mantenga más allá del alcance de la humana comprensión. Tal vez sea un poco peligrosa, pero indudablemente, es atractiva. Deja que otros maridos se conformen con las chicas juguetonas, tú conoces el misterio apremiante de esa encantadora bruja que te prepara un té excelente y no te quema jamás las tostadas. (Bueno, casi nunca.) Cuando la taza esté vacía, deja que ella te lea la buenaventura en las hojas de té. Es muy capaz de hacerlo... si quiere. ¿Cómo dices, que no lo sabias? Pero ya te dije que hay secretos que ella se guarda...

lunes, 23 de septiembre de 2013

LAS CHICAS DEL SIGNO DE LIBRA...

LA CHICA “LIBRA”
Una vez un niño me hizo una pregunta que no era fácil de responder. Quería saber por que las señoras se ponen pantalones y los hombres usan agua de colonia gratamente fragante. Con mi típico estilo Aries, le tranquilicé con una respuesta impulsiva. “Mira -le dije rápidamente, antes de que se le ocurrieran mas interrogantes fastidiosos-, eso es porque en cada hombre hay un poquito de mujer, y en cada mujer un poquito de hombre. Ahora, vamos a jugar a las damas”.
Retrospectivamente, me enorgullezco bastante de mi instantánea sabiduría marciana. La afirmación es válida hasta cierto punto para todos los signos solares, y superválida para Libra. En el más viril y recio de los varones Libra encontrarás algún rasgo del sexo opuesto, y la misma jugarreta le hace Venus a sus compañeras femeninas.
Libra puede ser tan delicada como un vaporoso conejito blanco, y su voz un dulce susurro persuasivo. Puede vestirse con sedas y encajes, y llevar el pelo fragante de colonia. Hasta puede parecerte una muñequita que podrías levantar con una mano (aunque un ascendente Tauro o Sagitario la haría bastante mas pesada). Pero con toda su feminidad, la dulzura de sus modales y el encanto de su gracia, esta muchacha se encuentra sorprendentemente cómoda usando pantalones, y le caen perfectamente. Sus procesos mentales siguen una lógica masculina y, en cualquier discusión que se te ocurra emprender, pueden estar a la altura de los tuyos, y hasta superarlos ocasionalmente... aunque el aspecto femenino de Libra es, generalmente, demasiado astuto para permitir que te des cuenta de eso hasta no haber pasado sana y salva la meta de la luna de miel. Durante la estación de conquista Libra se cuidará muy bien de ganarte una partida de ajedrez, pero no se pasará la vida manteniendo su agudeza mental oculta tras los graciosos hoyuelos. En algún momento te verás enfrentado con el despliegue de su potencia cerebral.
La mayoría de las mujeres Libra sacarán a relucir su ingenio tan pronto como se presente un tema que ofrezca la menor posibilidad de discusión. Puede ser cualquier cosa: por que no debes usar cuello con botón, o que es lo que pasa para que no te asciendan en el trabajo. (Respecto a esto último, ella pensará que es en parte por culpa tuya, y en parte de tu jefe. Con Libra, cualquier cosa termina siendo seis de un lado y media docena del otro, de modo que todo resulte igualado.) Si te niegas a morder el anzuelo, ella discutirá consigo misma. Una chica Libra es capaz de empezar sola un altercado, de seguirlo sola y terminarlo sola, majestuosamente. Es posible que tu única contribución sea un “pero, ¿por qué?” o “a mi no me lo parece”, pero en ocasiones es todo lo que ella necesita para lanzarse a un brillante monólogo que puede durar una hora, o mas. Mientras dure, sin embargo, es probable que tú te sientas inundado por su encanto. Cada tres frases, mas o menos, se encenderá esa deliciosa sonrisa, insoportablemente, hasta que termines cambiando de opinión con tan poco esfuerzo como ella cambia de sexo al asumir las prerrogativas del hombre para después convertirse de nuevo en una conejita mimosa. Te convencerá con lógica, pura y clara, sin que tú pierdas mucho, a no ser tu orgullo, que tampoco echaras demasiado de menos, bajo el hechizo de esa fascinante sonrisa. Y por lo general tiene razón, porque sus decisiones son tan cuidadosamente sopesadas como las del Tribunal Supremo. Las mujeres Libra no necesitan que se las empuje mucho para poner en marcha una comparación verbal entre dos puntos de vista cualesquiera. Una temporada de actividad política le dará montones de oportunidades para aguzar su retórica y pulir su talento discursivo. Es muy capaz de trabajar en política, una vez que haya decidido que partido y que candidato la convencen.
Aparte esa tendencia típica de su signo a pesarlo todo dos veces para estar segura de no equivocarse, puede ser una mujer estupenda para un hombre que se sienta atraído por el amor, el compañerismo, o ambas cosas. Su tendencia a discutir se basa en un sincero deseo de llegar a una decisión imparcial. Podría ser peor. Por lo menos, no va estableciendo sobre la marcha sus propias reglas, ni se resiste obstinadamente a todo razonamiento, como las mujeres nacidas bajo otros signos solares. Además, la mayoría de sus opiniones van formuladas con un tacto diplomático que en alguna medida suaviza el golpe.
Libra: Bueno, todo depende, si uno quiere hacer lo que es correcto, hay que tener tarjetas. Como gesto es encantador. Por otra parte, en nuestros tiempos podría parecer rebuscado usarlas, y una mujer moderna está demasiado ocupada para preocuparse por esas cosas. Claro que hay que considerar las razones que hay tras la costumbre. Y además, hay gente para quien las tarjetas son un lujo; si constituyen una carga para el presupuesto, no son necesarias. Sin embargo, si uno lo mira desde otro ángulo, no se puede dejar de pensar que en nuestro ritmo frenético actual faltan la belleza y la gracia del ayer, así que podría ser un dinero bien gastado. Y claro que tienen que ser impresas, aunque también algo diferente podría reflejar la personalidad individual. Una persona creativa podría diseñar sus propias tarjetas... pero la gente muy sociable podría interpretar mal esas tarjetas tan individualistas. Quiero decir que a los Rockefeller no les parecería bien. Pero, si uno lo piensa, ¿quien va a visitar a los Rockefeller? A los amigos de uno les encantaría que uno fuera original, pero es probable, que una impresión simple sea más aceptable. Por lo menos es lo que a mi me parece. Pero claro que...
Ahora, cuando ya ha examinado todos los pros y los contras, frunce un poco el ceño, esforzándose por elegir entre sus propios argumentos para llegar a una decisión firme y válida. Ya ves que lo único que se puede decir de Libra es que es justa y que procura llegar en todo a un juicio equilibrado. Es posible que te aburran un poco sus digresiones sobre temas tan mundanos como las tarjetas de visita, pero cuando se trate de algo que realmente importa, apreciarás sinceramente sus esfuerzos por ser justa y su capacidad de dar un juicio correcto después de haber sopesado todos los factores. Otras mujeres pueden dar cualquier opinión que no refleja más que su naturaleza individual, y tampoco les importa mucho lo que pienses tú o la exactitud de la respuesta. Para una mujer Libra, eso de que lo que ella piensa es lo que está bien, no es válido. Tu opinión es tan digna de respeto como la de ella y la de Platón, mientras no se tome una decisión, tras haber llegado a la conclusión de las imperfecciones de los argumentos de ella, de los tuyos y de los de todos los filósofos.
La mayoría de las chicas Venus trabajan antes y después de casarse. Buscan el dinero por las cosas bellas que con el se pueden comprar. Las aves de Libra necesitan montones de hermosas plumas para su suntuoso nido. Les gusta la ropa buena, los perfumes caros, la música clásica y... ¿no había dicho alguien que Libra era masculina? Si, yo. Es un aspecto de ella. Pero cuando la veas con esos peinados tan bonitos, apenas si advertirás que es tan cabeza dura. Las mujeres Libra necesitan grandes sumas de dinero, sobre todo para poder alejarse de la sordidez y la fealdad de ambientes discordantes, que de hecho pueden llegar a hacerles caer enfermas, emocional y físicamente. Pero hay otra razón para que trabajen, otra razón para que Libra quiera dinero: su hombre. Si hay una cosa que Libra atesora por encima de todas en este mundo temporal, es el hombre a quien decidió amar, honrar y domesticar.
No puede jugar sola y, tanto en los negocios como en el amor, las sociedades constituyen su mas autentica necesidad. No le gusta trabajar sola, y es literalmente incapaz de vivir sola. Cuando visitan a un astrólogo, a las mujeres Libra no les interesan, realmente, más que dos preguntas: Si no es una, es siempre la otra. Ya sea “¿Cuándo conoceré a alguien a quien realmente ame?”, o bien “¿Cuándo encontraré a alguien con quien establecer un negocio?”. Para ella el matrimonio es una empresa conjunta, y las reglas son casi tan estrictas como las de una organización corporativa. Tú eres el presidente de la asociación y recibes los honores de tal. Ella es la presidenta del Consejo de Administración, la que a su manera, femenina y protectora, impedirá que tú cometas errores. Su naturaleza está hecha para el trabajo en equipo, y querrá participar en la mayor cantidad de intereses y actividades tuyos que le sea posible. De buen grado abrirá su casa a los invitados de su marido, y es lo bastante femenina como para seguirle cuando él decida cambiar su profesión, mudarse de ciudad o cultivar nuevos amigos. Todo eso es especialidad de ella, que está ahí para allanar el camino y asegurarse de que el no lo eche todo a rodar con alguna acción impulsiva o un juicio mal meditado.
Realmente, tendrás que darle crédito. La mujer típica de Libra no tiene deseo alguno de ser una piedra al cuello de su marido; más bien desea apartarle las piedras del camino. No es, ni con mucho, tan dominante en la superficie como lo es por dentro, porque lo último que puede querer Libra es formular una serie de afirmaciones de las cuales tú pudieras hacerla responsable mas adelante. En la mayoría de los casos, pisará con suavidad (a menos que tenga ascendente Aries... y si te metes con una mujer que tenga una doble influencia cardinal como esa en su carta, vas a tener muchos problemas).
Por término medio, las mujeres de Libra son muy intelectuales y están dotadas de sorprendente poder para el análisis, que te puede ser realmente útil para ayudarte a resolver problemas de negocios. Libra rara vez deja que sus emociones le impidan llegar a una decisión desapasionada o a un punto de vista equilibrado, y por lo general podrá asesorarte mejor que tu banquero. Naturalmente, su capacidad en esos aspectos puede llevarla a suplir a muchos, y no solo eso, sino que si es una muchacha típica de Venus ofrecerá las perlas de su sabiduría en la bandeja de plata de su encanto y de su amabilidad para la sugerencia. Su mano de hierro calza leve guante de terciopelo, y es tan suave el codazo con que puede apartarte del mal camino para reencauzarte por el bueno que podrías jurar que el cambio fue idea tuya. Normalmente, un hombre Aries, Escorpio, Leo o Tauro levantará un pedestal a su mujer Libra, para adorarla. Y no hace mas que justicia, porque ella también le adora. Las visitas que lleguen al nido de amor de una joven Libra felizmente casada tendrán la sensación de encontrarse frente a Adán y Eva, antes de que se les apareciera la serpiente, y lo estropeara todo. (Dos personas Libra, si se casan, se convertirán invariablemente en arrullantes palomas o en adversarios que se muestran los dientes. Se irán a un extremo o al otro ya sea en forma permanente o alternada.)
Son muchas las gratificaciones que se derivan de la convivencia con una mujer Libra. Jamás te abrirá las cartas, porque simplemente no se le ocurriría semejante vileza. Jamás revelará tus secretos comerciales a los amigos ni te pondrá en situación incómoda en presencia de tu jefe. Es posible que su encanto lo someta a él también, con esa misma sonrisa que le sirvió para derretir tu corazón la primera vez que la viste. Hay algunas mujeres Libra, con posiciones desfavorables de Marte, que en ocasiones pueden permitirse excesos emocionales, o bien comer y beber mas de lo que les conviene, pero son muy, muy escasas. Aunque alguna que otra vez una de ellas pueda dar un traspié con su balanza, tarde o temprano volverá graciosamente a su estado normal de celeste armonía. Habrá momentos en que te preguntarás si es un ángel o un demonio, pero lo mas frecuente es que sean los ángeles quienes juegan de su lado.
Probablemente, no te quejarás por falta de demostraciones físicas de su amor, porque es tan sentimental como el encaje antiguo, y tan afectuosa como tiene derecho a serlo cualquier mujer. Aunque sus mimos y arrullos sean sinceros, esas miradas dulces, la ternura de la caricia, el abrazo cálido y la profusión de besos también son una cortina de humo bastante efectiva para su oculta tendencia masculina. No hay ley que diga que la sinceridad no pueda tener aplicación práctica.
Es posible que tu hogar parezca uno de esos anuncios de las revistas, con un alfombrado de pared a pared. Los colores estarán armonizados y los muebles serán de buen gusto. Los cuadros colgarán derechos, y generalmente las comidas se servirán a la hora en punto. Con la mayoría de las chicas de Venus puedes contar también con: servilletas de hilo, platería sellada, velas encendidas, vino, buena música y un menú equilibrado. Si tienes en cuenta la claridad de su mente y lo chispeante de su ingenio, realmente no puedes pedir mucho más. Para Libra, ser mujer es una especie de trabajo de dedicación exclusiva y dura toda la vida, y en algún momento alcanzará la perfección. Será raro que ese aspecto masculino de su voluntad te resulte molesto, a menos que seas uno de esos machos imposibles que quieren andar por ahí gritando como el rey Enrique VIII, y que esperes que las mujeres de tu vida se conduzcan como consortes obedientes y temerosas de perder la cabeza si se les ocurre decir algo mas que “sí” o “no”. Tu cónyuge Libra, decididamente, dirá algo más que “sí” o “no”, porque le gusta hablar. Pero también sabrá halagarte escuchándote, cuando tengas necesidad de un público bien dispuesto. Es a la vez dulce y fuerte, y no son muchas las mujeres que pueden hacer con éxito un número de tan delicado equilibrio.
La suavidad de sus modales y su serena capacidad para refrescarte la frente con calentura pueden hacerte pensar que Libra es débil y desvalida, o que se mostrará temblorosa y femenina en momentos de crisis. En ese caso te equivocas de medio a medio. En la composición de su delicada feminidad entran nueve partes de acero. El hecho de que el detalle se te haya escapado cuando ella, valiente y astuta, se esforzaba por hacerte morder el anzuelo durante aquellas primeras partidas de ajedrez en que siempre se dejaba ganar, no es motivo para que sigas toda la vida ciego. La próxima vez que se produzca una situación de emergencia en la familia, abre bien los ojos y ya verás quien es la que mantiene la estabilidad del barco. En realidad, quiero decir. No es necesario que la verdad te despoje de tu hombría. Nadie más que tú sabrá cuanto necesitas la ayuda de su mano en el timón, cuando las cosas se ponen difíciles. Ella jamás se jactará de lo que hace ni te privará de nada, a no ser de buena parte de la responsabilidad. Da gracias de que sea tan de fiar. Además, ¿no está realmente guapa con sus pantalones, cuando se ocupa del jardín o va al supermercado? Las mujeres con pantalones están muy bien, siempre y cuando tengan la sensatez suficiente para ponerse organza y volados en las fiestas, y sedas crujientes en la intimidad. Y ella la tiene. Una de sus cualidades más valiosas es su capacidad de esconder su mentalidad rápida y aguda tras una increíble feminidad.
Una madre Libra amará y cuidará tiernamente a sus hijos, pero... ¿la verdad?, ellos irán después que tú. Son los socios minoritarios, pero tú eres el presidente de la compañía, y eso es un hecho básico que Libra jamás olvidará. Les dará un gran trozo de su corazón, pero jamás dejará que se adueñen del rincón que te entregó a ti antes de que ellos llegaran. Si con sus juegos perturban tu descanso, puede mostrarse muy estricta, y si te desobedecieran se enojaría mas que si la desobedecen a ella. De pequeños, tus hijos serán dulces y limpios, y pulcros y corteses de adultos... si es que tú no los echas a perder, a lo que ella no se opondrá porque el dueño y señor eres tú. No es más que otra de esas decisiones que posiblemente dejará en tus manos para no correr ella el riesgo de equivocarse. Las madres Libra, generalmente dulces, pueden ser firmes cuando es necesario. Nunca descuidarán a sus hijos ni los ignorarán, pero la verdad es que si Libra decidió ser madre, fue ante todo para darte a ti más felicidad. Una de las primeras cosas que les enseñará a decir a los niños cuando aprendan sus oraciones será: “Dios bendiga a papá”. Jamás permitirá que te falten al respeto, pero si tú te pones un poco demasiado exigente ella les enjugará las lágrimas, y hasta les dará furtivamente un caramelo cuando se te haya ido demasiado la mano.
Claro que si los dulces la tientan demasiado puede ponerse gorda. También es posible que se demore mucho en una fiesta, o con una botella de vino. Y habrá veces en que sea un poco mandona, y otras en que los oídos se te cansen de oírla. Pero todas esas cosas sucederán únicamente cuando su balanza emocional esté momentáneamente desequilibrada, y ya volverá a ocupar el justo medio cuando el mal momento haya pasado. Salvo que alguien le apoye un pie en alguno de los platillos, la balanza de Libra siempre termina por equilibrarse. Si uno de los platillos baja un poquito, añade algo de afecto en el otro, y ya subirá. Si el otro se inclina bajo el peso de una excesiva tristeza, quítale un poco con tu comprensión y reencontrarás su hermosa armonía.
¿Que otra mujer podría tener el porte de una princesa cuando la llevas al baile y después, en un abrir y cerrar de ojos, atarse las botas, ponerse el mono de leñador y ayudarte a cortar la leña para el fuego? Le sobra gracia para lo primero y fuerza para lo segundo. Si a nadie se le ha ocurrido componer una canción con el nombre de tu amada Libra, escribe tú una melodía con tiempo de vals, bien ritmada, y dedícasela. Fortissimo.

LUNA NATAL EN LIBRA...

Luna en Libra
Como niño:
La bailarina clásica.
El niño amable, coqueto, amoroso.
Flirtea ya desde temprana edad.
Necesita mucha admiración y atención.
Por miedo a la discordancia y ser abandonado, se prepara desde temprano para amoldarse.
Modelo interno de madre:
Despreocupada, pacífica.
Tarea difícil de aprender:
Definirse y estar decidida.
No esperar que el otro haga lo que uno mismo tiene que hacer.
Como madre:
La equilibrada.
Mediadora, pensada para juego limpio.
Tiende por armonía y paz como mandamiento principal en la familia. Fomenta el arte en sus niños.
Modelo de mujer:
La gentil.
Amable, amistosa, delicada, con estilo, diplomática y fácil de enojar. Cautivadora y una maestra para flirtear.
Inclinada para el otro pero sin dejarse llevar por sentimientos profundos.
Sombra:
Sin compromisos.
(+) La diplomática:
Entiende cómo pasar con sus deseos.
De buen gusto, inclinación por las artes.
Interés cultural.
Necesita de un medio pacífico, cuidado con mucho estilo.
Muy apegada por compañía.
Busca amor, atención, simpatías.
(-) La eterna indecisa:
Inestable en lo emocional con grandes balanceos en los sentimientos.
Alejada de la realidad.
Pegada solamente al "qué dirán" y las apariencias.
Frase clave:
"La amabilidad ante todo."
Forma de vivienda:
Con estilo; un lugar en donde se puedan hacer buenos negocios.

LOS NATIVOS DEL SIGNO DE LIBRA...

LIBRA
A todos aquellos que han nacido entre el 22/09 y el 23/10 les corresponde el signo de Libra. 
Desde una perspectiva general, nos referimos a un signo fuertemente marcado por la idea de justicia y balance entre las cosas. Se trata de gente que sabe, perfectamente, que el bienestar ha de encontrarse allí donde está el equilibrio. Lo que decimos aquí se desprende no solo de nuestra experiencia y estudio sino, asimismo, del antiguo símbolo gráfico que representa a los de de este signo. Se trata, nada ni nada menos, que de una báscula. Es la idea de saber medir y relacionar entre opuestos. A diferencia de una balanza, en una báscula el peso de las cosas he de ser medido en relación con el peso de otras. Así, de esa manera, nada de todo cuanto existe está desconectado de la existencia de todo lo demás. Los de Libra saben, perfectamente, que cada cosa ha de ser entendida en su contexto.

Es muy difícil que la gente de este signo se deje llevar por consideraciones demasiado abstractas, ellos prefieren lo concreto; ellos prefieren lo que se puede medir a la luz de la razón, o lo que es decir lo mismo, con sus poderosas básculas. 
Y con lo que acabamos de decir hemos aclarado, esencialmente, la forma en que los de la gente de este signo suele entender la vida. Se trata de personas que valoran el poder de la razón y la lógica por sobre todas las demás cosas. Tienen mucha confianza en el conocimiento científico y basan esa actitud positiva en el hecho de que todo cuanto la ciencia explica y describe funciona. No hay que engañarse; la báscula de Libra no está buscando verdades supraterrenales. De manera muy distinta, está en pos de aquello que le permita llevar una vida más práctica y feliz. No les interesa el conocimiento por sí mismo; entienden que todo conocimiento ha de conllevar, sí o sí, una repercusión más o menos inmediata en el mundo de la experiencia. 
Todo lo que acabamos de explicar conlleva, como no podía ser de otra forma, un aspecto asimismo negativo. Cuando los de este signo elevan a la razón al pedestal absoluto de la forma de conocer reniegan, sin querer o queriendo, del poder del conocimiento intuitivo. Para los de Libra lo que no su puede medir pareciera no ser digno de mayores atenciones. Pueden llegar a ser un tanto violentos con aquellos que son partidarios de las reflexiones esenciales. Son, en cierto sentido, sumamente existencialistas; para ellos la existencia impera sobre el ser. 
En una aproximación laboral se trata de gente sumamente exitosa. Sea como sea, más allá de todo, trabajar implica ganarse los medios de subsistencia, y es verdad sí, que en ese sentido la aptitudes de medición y análisis imperan por sobre las otras de la reflexión y discurso abstracto. Siempre se puede confiar en alguien de este signo para que tome decisiones importantes; es muy difícil que se precipite o aletargue, se toman las cosas con el tiempo justo. Pueden ser grandes empleados y grandes empleadores. En el primero de los casos siempre estarán pensando en cómo favorecer los resultados de la empresa para la que trabajan. En el segundo, siempre estarán al tanto del bienestar de su personal. Ya lo dijimos al principio, para la gente de este signo la justicia es una premisa absoluta. Y en pos de esto último, además de todo lo que ya hemos dicho, vale agregar que la gente de Libra es sumamente honesta. Desconfiar de ellos suele ser una perdida de tiempo. 
En las relaciones afectivas se trata de gente que valora el bienestar por sobre todas las demás cosas. Si una relación los hace sentir bien y contenidos se transforman inmediatamente, en los compañeros perfectos. Son gente particularmente necesitada de mucho amor. ¿Por qué? Muy sencillo; el amor es un sentimiento necesario pero -para buena o mala fortuna- sumamente ilógico. En un signo plagado de verdades lucidas el afecto debe llegar fuerte, claro y pleno. Las personas de este signo no entienden de esos amores tormentosos y contrariados; para ellos solo es bueno lo que hace bien. Más allá de la controversia filosófica que esta concepción pragmática puede suscitar, tienen su punto y no están fácilmente dispuestos a cambiarlo. Son confesores inmejorables; jamás dejaran escapar un secreto. Eso sí, no son los mejores consejeros. 
Lo que los de Libra deberían tratar de aprender de otros muchos signos, es que no todo en la vida es susceptible de comparación y medida exacta. Es verdad que la existencia (la posibilidad de vivir) es de importancia cardinal, pero no se puede existir si a la vez no se es. Todo cuanto existe es pero no todo cuanto es existe. Para ser más claros (como a ustedes les gusta); la refección al respecto de los sentimientos y la esencias no es menos importante que aquella destinada a las cualidades y capacidades practicas. Ustedes son los dueños de la báscula, nunca al revés. La capacidad de entender esto último representará la diferencia entre la acción y la reacción, o lo que es o mismo, entre la libertad y el aprisionamiento interno. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...